Replicator 2X: documentación completa

En este documento te ofrecemos documentación sobre instalación, uso, problemas frecuentes, mantenimiento y trucos para extraer el máximo provecho a la impresora Replicator 2X.
- Instalación y uso de la impresora
- Trucos
- Mantenimiento
- Problemas comunes

También existe la traducción en castellano del manual oficial de la Replicator 2X que puedes descargarte aquí.

Instalación y uso de la impresora

Instalación de impresora

La impresora que te llega ha sido previamente probada y calibrada por nuestro equipo. Cuando la recibas, estará lista para imprimir.

Ubicación de la impresora

Debes elegir un espacio donde tengas un enchufe eléctrico próximo. Es aconsejable también que la sala tenga una ventana para ventilar de vez en cuando. La impresora debe estar colocada encima de una mesa o de un mueble estable ya que, al imprimir, puede vibrar.

Puesta en marcha

Para poner la impresora en marcha, debes enchufarla y pulsar el botón de marcha situado en el lado derecho de la impresora. Es preferible apagar la impresora cuando no se utiliza.

Preparación de la plataforma

Es necesario cubrir la plataforma con Kapton. El kapton es un celo que aguanta altas temperaturas y permite al plástico adherir mejor a la plataforma mientras esta última se encuentra protegida. El kapton puede romperse al quitar una impresión. En caso de que se rompa, es aconsejable cambiarlo para no dañar la plataforma.

Plataforma Replicator 2X

Calibración

La calibración consiste en encontrar la distancia óptima entre el cabezal y la plataforma. Si el cabezal es demasiado alejado o cerca de la plataforma, no podrás obtener impresiones de calidad.

Para ello, lanza primero el script de calibración yendo al menú “Utilities” del panel LCD y eligiendo la opción “Level Built Plate”. Este script te permitirá recorrer automáticamente 7 puntos que definirán la calibración. Al pulsar “M” aparecerán una serie de instrucciones y el cabezal de la impresora se posicionará en el primer punto, es decir en el centro.

Coge luego, en la bolsa de herramientas que viene con la impresora, la tarjeta de Makerbot. El tamaño de esta tarjeta de 60-80 gramos corresponde a la distancia que debes dejar entre el cabezal y la plataforma.
Ajusta por lo tanto con los tres tornillos situados debajo de la plataforma la altura hasta que sientas que al introducir la tarjeta haya una fricción mínima aunque pase sin dificultad. Al girar los tornillos en sentido de las agujas del reloj, la plataforma subirá y en sentido contrario, la plataforma bajará.
Finalmente para asegurarte de la calibración, te recomendamos proceder a una impresión sencilla, como el cubo de calibración que encontrarás en la pestaña “ejemplos” si utilizas el Replicator G.

Carga del plástico

La impresora está equipada con un display integrado en la carcaza. Desde este panel puedes controlar enteramente la impresora.
Coge primero el rollo de filamento de plástico que quieres utilizar y ponlo en el soporte negro para la bobina. Colócalo en la espalda de la impresora. Para que el rollo entre en el soporte, es necesario presionar el soporte para que la bobina encaje correctamente.
Coge luego el tubo negro vacío. Pon el filamento dentro de este tubo hasta que salga a altura del cabezal.
Para cargar el filamento de plástico en los cabezales, pulsa en el panel de control:  « Utilities » > « Load » y elige entre « Right extrusor » y « Left extrusor ». Al elegir esta función, el extrusor se calentará hasta que se pueda insertar el filamento de plástico. Tienes que mantener el filamento en el cabezal hasta que sientas una presión y el plástico fundido empiece a salir del extrusor.
Encaja luego el tubo negro en el extrusor.

Para quitar el filamento, procede a la misma manipulación, dirigiéndote a “Utilities” > “Unload”.

Atención: no se debe manejar el filamento de plástico sin que el cabezal esté caliente. Es una condición absolutamente necesaria. En caso de no hacerlo, el cabezal se puede romper.

Bobina Replicator 2X

Primeras impresiones

Tus primeras impresiones te pueden servir para ajustar mecánicamente la impresora y elegir los parámetros mejor adaptados a tu contexto de impresión.

Softwares de control

Para poder operar tu impresora, es necesario descargar un software de control, o driver, de la impresora. Te recomendamos dos:
- Makerware, una capa muy amigable del software Miracle Grue, propuesta por Makerbot Industries. Aunque gratuito, este software no es open source. Sus ventajas son su gran usabilidad, su rapidez de cálculo y la posibilidad de colocar varios modelos en la plataforma para una impresión simultánea.
- Replicator G, un software open source y gratuito fundado en el software Skeinforge. Este software tiene la ventaja de proponer una interfaz intuitiva que permite el control eficiente de una serie de parámetros como el material de soporte, la impresión en dos colores, la velocidad de impresión, el número de capas y su altura, el relleno de cada pieza.
Esos dos softwares permiten transformar el .stl en Gcode, transformado a su vez en fichero de tipo .x3g o .s3g para cargarlos en la tarjeta SD de la impresora.

Para más información sobre el uso de esos dos softwares, consulta el post “Utilizar un software de control para una impresora 3D Replicator dual, Replicator 2 y Replicator 2X”.

Recomendación: te aconsejamos no abrir esos dos softwares a la vez por posibles conflictos.

Las nuevas versiones son descargables en esas direcciones:
Makerware: http://makerbot.com
Replicator G: http://replicat.org

Operar la impresora

A partir del modelo Replicator Dual, la impresora es autónoma y no necesita estar conectada a un ordenador. Aunque la conexión por cable USB sea todavía posible, no lo recomendamos ya que el ordenador se puede colgar y así interrumpir la impresión. Además eso permite operar la impresora en contextos diversos.
Por lo tanto, se debe transformar los modelos elegidos en formato .x3g o .s3g según la versión de firmware utilizada en un ordenador y cargarlos en la tarjeta SD. La tarjeta SD se inserta entonces en el lado derecho de la impresora.

Tarjeta SD

Temperaturas de impresión

El ABS es un plástico particularmente sensible a los cambios de temperatura que necesita calor para fundir y calor para adherir. Recomendamos 230 grados para el cabezal y 115 grados para la plataforma.
Sin embargo, es posible que tengas que ajustar de unos grados esas temperaturas según la temperatura ambiente.
La impresora como el software Makerware ponen por defecto 110 grados de temperatura para la plataforma. Si es necesario, tendrás que modificarlo en los parámetros del software de control antes de generar el Gcode.
Si utilizas Replicator G para generar el Gcode, tendrás que modificar la temperatura en el Gcode directamente, en la línea M109. La línea de temperatura está documentada con la siguiente información: “(set heated-build-platform temperature)”

Prueba de impresión

En seguida podrás lanzar tus primeras pruebas de impresión. La impresora está equipada de una tarjeta SD que comporta una serie de 5 diseños de prueba. Lo ideal para empezar es lanzar una impresión del “cubo de calibración”. Esta impresión corta y estándar permite comprobar que la impresora está bien calibrada y que las temperaturas de impresión están adecuadas.

Impresión lista

Una vez que la impresión esté lista, se tiene que esperar unos minutos ya que está caliente: puede quemar y se puede deformar. Luego, con la espátula, tienes que levantar la base de la impresión. Si no se despega con facilidad, puedes darle un golpe seco con el manco de la espátula y de nuevo levantar la impresión a partir de su base.
Si algunos restos de plásticos se encuentran en la plataforma, se aconseja limpiarla aplicando un poco de acetona con un trapo.

Trucos

Comprobar que un diseño se puede imprimir

Si lo descargas de Thingiverse, piensa siempre en mirar si otras personas lo han impreso en la sección “I made one”. Lee también las consignas del creador y los comentarios. Sabrás rápidamente si es imprimible y cuáles son los mejores parámetros para su impresión.

En cualquier caso, lo puedes pasar rápidamente por el software “Pleasant 3d”. En un solo vistazo, te permitirá ver si el modelo está cerrado o si tiene huecos.
Finalmente, el software Netfabb, gratuito y descargable aquí, te permitirá diagnosticar con precisión el problema de tu diseño y te proporcionará las herramientas para repararlo.

Para más detalles sobre este tema, consulta este post.

Uso del material del raft y del material de soporte

Las impresiones con una base de superficie limitada, por ejemplo unos pies finos, necesitan que su base adhiere lo más que se pueda a la plataforma. Por lo tanto, se utiliza la opción “raft”. El raft es una base que añade automáticamente el software, una malla fácil de quitar al acabar la impresión, que mejora la adherencia de la pieza en la plataforma.
Se puede optar a ello con el Replicator G como con el Makerware antes de la generación del Gcode.


El material de soporte permite imprimir piezas que por naturaleza no se autosoportan. El Replicator G propone dos tipos de soporte: “external” o “full”. El “external” permitirá soportar una parte externa de la pieza, mientras que el “full” permitirá soportar enteramente un modelo.
El Makerware sólo permite elegir la opción “Supports” sin más precisión. Ten en cuenta también que el soporte no se puede elegir si la impresión se hace con un perfil de alta resolución.


El material de soporte se crea con el mismo material utilizado para la impresión. Cuando el objeto está creado, se quita fácilmente con una pinza. Es importante tener en cuenta que el material de soporte deja huellas en el objeto, sin embargo la pieza se puede pulir para que las huellas desaparezcan.


Recomendación: a pesar de esta posibilidad, es recomendable privilegiar un diseño pensado para la impresión sin forzarla mediante el uso del material de soporte que no siempre dará un buen resultado y aumenta el consumo de material.

Impresión de doble color

Gracias a su doble cabezal, esta impresora permite imprimir en dos colores a la vez.

Para ello, es necesario tener previamente un .stl correspondiendo a la parte de cada color.
- Con el Replicator G, entra en “Gcode” > “Merge .stl for Dualextrusion”, luego elige un fichero para cada cabezal y entra en “Merge”. Elige los parámetros de cada .stl y genera el código de cada .stl y el .x3g o .s3g.
- Con el Makerware, selecciona uno de los .stls y entra en el botón “Object”. Selecciona uno de los dos extrusores asociando un color a cada extrusor para diferenciarlos. El color elegido no corresponde al color del plástico utilizado para la impresión; es unicamente una manera de reconocer fácilmente cada extrusor. Una vez elegido el segundo stl y el segundo extrusor, el modelo aparece en dos colores.



Al elegir el segundo extrusor, el siguiente mensaje aparecerá:

Recomendación: Asegúrate que cada extrusor esté alimentado con filamento de plástico.

Pausa de la impresión

Por algunas razones, puedes necesitar pausar una impresión. Para ello, entra en “Utilities” > “Pause build”. Al reanudar la impresión, la impresora conserva la memoria del punto en el cual se pausó. Pausar la impresión puede ser particularmente útil si el plástico que estás utilizando está a punto de acabarse, o, también para proceder a impresiones de doble color sin utilizar la extrusión doble. Para ello, basta con pausar la impresión, cambiar el plástico y reanudar la impresión. En este caso, sólo es posible tener capas sucesivas de color.

Mantenimiento

De manera general, la impresora requiere muy poco mantenimiento. Más abajo encontrarás las principales operaciones de mantenimiento y actualizaciones necesarias para el funcionamiento óptimo de tu impresora.

Limpieza del cabezal

Para evitar que los extrusores se atasquen, es recomendable limpiarlos después de 100 horas de impresión. Este procedimiento no es difícil pero se debe hacer con cuidado.

Lo primero que debes hacer es sacar el filamento de los extrusores. Para ello, siempre se tiene que calentar el plástico antes de sacarlo. Para más detalles, consulta el apartado "Instalación y uso de la impresora" > "Carga del plástico".
Luego, se tiene que apagar la impresora, desconectar el cable de la fuente de alimentación y, con cuidado, quitar el conector que suministra alimentación a lo extrusores (está en la parte posterior).
El siguiente paso es retirar los 2 tornillos de los ventiladores con las llaves allen que encontrarás en la caja de herramienta que viene con tu impresora. Son 2 piezas que debes retirar, el ventilador y el disipador de calor que corresponde a la rejilla que está justo detrás del ventilador.
Después, tendrás que aflojar, sin quitarlos, los dos otros tornillos situados en la parte superior.
Finalmente, antes de retirar el extrusor debes quitar los 2 tornillos del bloque de la guía del filamento (Drive Block).
Una vez hecho, ya puedes retirar el motor y limpiar el cilindro del extrusor con un cepillo para quitar el plástico.
Para montar de nuevo tu extrusor, tendrás que seguir esos pasos al revés.

Si no deseas asegurar tu mismo la operación de mantenimiento, te ofrecemos un servicio de mantenimiento.

Grasa en los ejes

Para mejorar el movimiento de los ejes, tienes a disposición grasa de teflón. Te sugerimos aplicar un poco de grasa en cada una de las varillas después de alrededor de 150 horas de impresión. La falta de grasa es de todo modo fácil de percibir. Basta con pasar la mano en las varillas para darse cuenta de si necesitan grasa.

Actualizaciones

El software también tiene cierta importancia para la realización de una pieza. Además, las mejoras accesibles en las nuevas versiones harán más cómodas y veloces las impresiones. El firmware de la placa madre también tiene una influencia notable.
Las nuevas versiones del software Makerware son accesibles en http://makerbot.com
Las nuevas versiones del Replicator G son accesibles en http://replicat.org. Replicator G permite la instalación y el uso de varias versiones del software.
Las actualizaciones del Firmware son accesibles a través del Makerware en la pestaña “Makerbots” > “Upload Firmware; desde el Replicator G, las actualizaciones están accesibles en la pestaña “Machine” > “Upload new firmware”.

Problemas comunes

El plástico no baja

En primer lugar, asegúrate que el filamento de plástico está efectivamente en el cabezal. Para ello, entra en “Utilities” > “load”. Tienes que asegurarte que el plástico esté bien en el cabezal al sentir presión sujetando el filamento.

El cabezal está atascado

En este caso, la razón puede ser que un trozo de plástico se haya roto en el cabezal. Si el trozo de plástico está todavía visible, calienta el cabezal. Una vez el cabezal caliente, quita el trozo de filamento con una pinza.

El cabezal está atascado pero no se ve ningún trozo de plástico

Un trozo de filamento pequeño o el polvo de plástico puede haber atascado el cabezal. En este caso, será necesario limpiarlo.
Para ello, te remetimos a la parte de documentación “Mantenimiento” > “Limpieza del cabezal”

Atención: todas las manipulaciones de plástico debe hacerse con el cabezal caliente.

Mi impresión se despega

Hay varias razones que pueden explicar que tu pieza no se pegue bien. Te proponemos una serie de explicaciones de lo más a lo menos común.

- la temperatura de la plataforma es demasiado baja. Recuerda que, por experiencia, recomendamos 115 grados.
Para más detalles, consulta el apartado “Primeras impresiones” > “Temperaturas”

- la temperatura de la zona de impresión es fluctuante. Recuerda que es recomendable cerrar la impresora.
Para más detalles, consulta el apartado “Trucos” > “Cerrar la impresora”

- la impresora está mal calibrada. Si el cabezal se encuentra demasiado alto en relación con la plataforma, el plástico no se pega a la plataforma ya que se resfría antes de tocarla.

- si el modelo tiene una base reducida y que la velocidad de impresión es demasiado alta, puede que la boca de la impresora se lleve parte de la impresión. En este caso, te aconsejamos bajar la velocidad de impresión y añadir “raft”.

- si no has comprado material de Makerbot, la calidad no siempre está asegurada. Una de las consecuencias de un plástico de baja calidad es la dificultad en imprimir. Uno de los problemas puede ser que las capas de plástico no se peguen entre ellas.

- el diseño no está adaptado a la impresión. Recuerda siempre que muy a menudo los problemas de impresión provienen del modelo de origen.
Para más detalles, consulta el apartado “Trucos” > “Comprobar que un diseño se puede imprimir”

Mi impresión no sale

A pesar de moverse siguiendo el modelo, la impresión no sale.
Primero, comprueba que el cabezal no está atascado. Para ello es muy fácil, entra en “Utilities” > “Load”, si ves que el filamento se extruye correctamente, entonces la máquina no está atascada. Si el plástico no sale, entonces consulta el apartado “Problemas comunes” > “El plástico no sale”

Si el plástico sale correctamente, la situación tiene dos razones posibles:
- tu impresora está mal calibrada y la boquilla está demasiado cerca de la plataforma. Para volver a calibrar tu impresora, consulta el apartado “Trucos” > “Calibrar su impresora”

- tu diseño no está en la plataforma pero debajo de ella. Eso puede pasar si al utilizar el Replicator G o el Makerware no has comprobado que el modelo estaba en la plataforma. Para remediarlo, sólo te hace falta pinchar en el botón “Move” > “Put on platform” del Replicator G o en el botón “Move” > “On platform” del Makerware.

- tu diseño no es imprimible. Para remediarlo, consulta el apartado “Trucos” > “Comprobar que un diseño se puede imprimir”

Mi impresión tiene una apariencia vasta

Cada impresora tiene una serie de parámetros por defecto que se pueden ajustar. Sin embargo, esos parámetros no son intercambiables. Al utilizar los parámetros de otra máquina, la impresión puede resultar muy mala.

Por lo tanto, si utilizas el software Replicator G, comprueba que en la pestaña “Machine type” esté seleccionado el modelo de máquina que estás utilizando. Al generar el Gcode, comprueba que el perfil elegido en la opción “Slicing profile” corresponde efectivamente a tu impresora. Finalmente, carga los parámetros por defecto de tu máquina yendo en “Defaults” > “Load Replicator defaults”.

Si utilizas el software Makerware, comprueba que la máquina seleccionada en la pestaña “Makerbots” > “Type of Makerbot” es efectivamente la impresora que estás utilizando. Al presionar el botón “Make it” aparecerá una serie de parámetros entre otros el tipo de máquina con la cual estás imprimiendo en el apartado “Export for”. Comprueba entonces de nuevo que la máquina seleccionada es la impresora que estás utilizando.

Aparece un mensaje de error cuando pongo a imprimir desde mi tarjeta SD

Según la versión del firmware que utilizas, tendrás que cargar ficheros en formato .s3g o .x3g en tu tarjeta SD. El error aparece cuando los ficheros no tienen el formato adecuado.

Para acceder a más errores frecuentes, consulta este enlace

Si cualquier de tu problema persiste, puedes mirar en nuestros foros y/o contactarnos directamente abriendo un ticket de soporte aquí.
En cualquier caso, no te preocupes, encontraremos la solución.